FLAMENCO y olé / Nivel C1 - C2


Hoy nos vamos a acercar a la cultura flamenca. El flamenco está relacionado con la tierra de Andalucía y los alrededores: Extremadura, Murcia, etc. Y la Unesco lo ha considerado como patrimonio cultural inmaterial de la humanidad.

Los orígenes del flamenco no están del todo claros pero se relaciona mucho con el pueblo gitano. Pero si nos retrotraemos un poquito, si miramos a la época en la que nació el flamenco, Andalucía era una tierra donde había muchísimas culturas. Estaban los musulmanes, los judíos, los gitanos, los castellanos, ... Y en aquella tierra tan fértil, en aquel caldo de cultivo, nació el flamenco, que bebe un poquito de todas ellas.

Lo más popular del flamenco, lo que más vende, y lo que más vendemos, es el cante y el baile: la música y la danza. Pero el flamenco es también casi una filosofía, es una forma de entender la existencia muy pasional.

Hoy vamos a ver una cosa mucho más sencilla: dentro de la música flamenca, vamos a ver cuatro palos. ¿Qué son palos? Los palos son variedades de música flamenca. Los vamos a ver en una escala ascendente dependiendo del ritmo, vamos a verlo del más tranquilo al más animado. 

El primero que vamos a ver es la alegría. La alegría, aunque es muy alegre como su nombre indica, el ritmo es un poquito más pausado, en comparación con, por ejemplo, el tango. El tango es un palo flamenco que no tiene nada que ver con el tango argentino.

La bulería, aunque ya estamos en el tercer nivel que es un poquito más animado, los temas que tocan son más dramáticos, las letras son más profundas. Y por último vamos a ver el palo de la fiesta por antonomasia: vamos a ver la rumba. Si habéis estado alguna vez en una fiesta flamenca como, por ejemplo, la que hubo aquí anoche, y por eso esto es lo que queda de la NO pizarra, si habéis estado, probablemente habéis escuchado rumba porque es la más animada.

Estos cuatro palos que vamos a ver son los más populares, los más comerciales en el sentido en el que si, por ejemplo, un grupo actual quiere introducirse en el mercado de la música flamenca probablemente acuda a estos palos.

Os dejo con los verdaderos maestros de anoche:

¡Hola Spagnolísticos! Bienvenidos a este guiño al flamenco.

Empezamos por la alegría. La alegría, de los cuatro palos que vamos a ver, es el más reposado, el de carácter más jovial podríamos decir.

El tango, pese a parecer tranquilo también, esconde una energía particular.

Pasamos "in crescendo" a la bulería. La bulería podíamos definirla como el desgarro del dramatismo.

Y para finalizar, la rumba. La rumba es, de los cuatro palos que estamos viendo, el más desenfadado, el más bailable, el que se utiliza en todas las fiestas. Lo popular, digamos. Y si no, ya veréis cómo os levanta de la silla. ¡Al tiempo!

Y con esta alegría os dejamos, Spagnolísticos, ¡hasta la próxima!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada